FIDES CTC nº 56. 29 de enero de 2001. Calendarios carlistas

Además del calendario oficial de la Comunión editado por la Junta de Gobierno que, como ya se anunció, reproduce la imagen de Santo Tomás Moro, nuevo patrón de los políticos damos noticia de otros calendarios carlistas.

1. La Asociación Juvenil Cruz de Borgoña ha editado un precioso calendario mural de doce páginas a todo color con fotografías de sus campamentos de verano. Pedidos a Bazar Carlista (bazarcarlista@retemail.es) o a la Secretaría de Cruz de Borgoña (campamentoscb@retemail.es). Precio: 500 pts.

2. También se ha realizado en Pamplona una tirada limitada de un calendario mural en conmemoración del 65ª aniversario del Hospital Alfonso Carlos. Pedidos a Bazar Carlista (bazarcarlista@retemail.es).

3. Por su parte el carlista vizcaíno Víctor Sierra-Sesúmaga distribuye a título particular dos calendarios de bolsillo que también pueden conseguirse en Bazar Carlista. A continuación reproducimos el texto que sirve de presentación de los mismos:

“Dos ideas quieren transmitir los calendarios de este año. En el primero de ellos figura uno de los retratos que Lejarreta hiciera a Don Carlos en 1873 cuando el Cuartel Real se hallaba en la vizcaína villa de Durango, durante la guerra carlista. Hoy, cuando algunos hacen ridículos esfuerzos por no pronunciar el nombre de España, sorteándolo con necedades del tipo, “este país” o “el estado español”, qué reconfortantes resultan las palabras pronunciadas por el Rey en 1890: “Sea nuestro lema el que no he dejado de repetir ni un instante de mi vida: Todo por España y para España”.

La España que soñó Don Carlos y a la que dedicó todos sus desvelos es la que fue y la que será: la unión libre de pueblos y gentes, que conservando sus libertades y leyes se unieron para hacer frente a enemigos comunes y para afrontar empresas demasiado grandes para hacerlo solos.

Pese a quien pese, a “separatismos criminales y suicidas” y a traidorzuelos y resentidos de todo tipo y catadura, esta España va a perdurar.

El otro calendario quiere servir de reflexión sobre lo que ha llegado a ser la política municipal en los ayuntamientos vascos en las más de dos décadas de mandato del PNV.

Si un día la honradez y la palabra fueron los signos del vasco, poco queda de aquello que fue nuestro orgullo. Vemos soldadas para alcaldes y concejales cuando nunca las hubo. Vemos oscuridad en adjudicaciones de obras, enchufismo encubierto o descarado por doquier; todo, no para los más capaces, sino para los más adictos.

Tal parece que son los dueños de los que únicamente tienen encomendado administrar.

Triste es la herencia de inmoralidad y corrupción que el PNV va a dejar a las generaciones que nos sobrevengan”.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.